Donald Trump Acaba De Recibir Una DEMANDA En Nombre De 46 MILLONES De Estadounidenses

Dos Fiscales Generales demócratas, junto con la ACLU, respondieron a los planes de la administración de Trump de eliminar el requisito federal que exige a los empleadores a incluir control de natalidad en los planes de seguro de salud de sus empleados. Los Fiscales Generales inmediatamente respondieron y anunciaron demandas en nombre de las 46 millones de personas que ellos representan.

El gobierno de Obama creó lo que se conoce como el “mandato de anticoncepción”, que requiere que los empleadores proporcionen control de natalidad como parte de los planes de seguro médico de sus trabajadores, sin costo adicional para ellos. Trump puede revertir este mandato de anticoncepción porque el requisito no está explícitamente establecido en la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio. El gobierno de Obama creó la regla a través de una acción ejecutiva porque se consideró que era absolutamente necesario proteger la salud de las mujeres.

El viernes, el Fiscal General de California, Xavier Becerra, presentó una demanda en una corte federal contra las nuevas reglas de la administración de Trump que negarán el acceso a anticonceptivos a millones de mujeres.

“Donald Trump quiere que las empresas y las corporaciones controlen las decisiones de planificación familiar en vez de que una mujer consulte con su médico. Estas regulaciones contra la salud de las mujeres demuestran una vez más que la Administración de Trump está dispuesta a pisotear los derechos de las personas”, dijo Xavier Becerra. “¿A qué grupo de estadounidenses se dirigirá después? ¿Permitirán que las empresas nieguen tratamiento contra el cáncer? ¿Te excluirán de la cobertura de seguro debido a una condición de salud preexistente? El Departamento de Justicia de California luchará para proteger el derecho de todas las mujeres a la atención médica, incluyendo la salud reproductiva. Veremos a la Administración de Trump en el tribunal.”

Ahora, la Fiscal General de Massachusetts, Maura Healey, se ha unido a la demanda de Xavier Becerra. Juntos están demandando a la administración de Trump, en nombre de los 46 millones de estadounidenses que ellos representan en sus estados, para detener sus nuevas reglas inconstitucionales.

“Las acciones de la Administración de Trump son un ataque directo a la salud de las mujeres y el derecho a tener anticonceptivos asequibles y confiables”, dijo Maura Healey en un comunicado. “Al borrar este mandato, la creencia religiosa de los empleadores reemplazará el derecho básico de una mujer a cuidar de sí misma y de su familia. Mi oficina ha estado vigilante cuando se trata de luchar por la cobertura de atención médica y asegurar la igualdad en el lugar de trabajo”.

La ACLU también ha anunciado una demanda contra la administración para bloquear la nueva regla, en nombre de sus propios miembros y de la Unión Internacional de Empleados de Servicio.

“Con una firma, la administración de Trump ha intentado descaradamente quitarle los derechos de un número incalculable de mujeres de recibir atención médica esencial, bajo la ‘libertad religiosa'”, dijo Dave Regan, el presidente de la Unión Internacional de Empleados de Servicio. “Aparentemente, la ‘libertad religiosa’ para esta administración es la libertad de permitir que los jefes tomen decisiones médicas y discriminen a las trabajadoras”.

Ayúdenos a COMPARTIR este artículo en todas partes y dale “LIKE” a nuestra página de Facebook. Mantente informado al instante y ÚNETE a nuestro grupo de Facebook también.

 

Pon Tu Comentario Aquí

comments

SHARE