Estudiantes fueron atacados racialmente por padres después de arrodillarse en partido de fútbol americano

Este sábado en Detroit, algunos jugadores de fútbol americano de la escuela secundaria Denby, que también eran afroamericanos, fueron escupidos, atacados con basura e insultados con insultos raciales durante todo el juego, y todo comenzó después de que los jugadores se arrodillaran durante el Himno Nacional antes del partido, informa el Detroit Free Press.

Según el entrenador de Denby, Deon Godfrey, a algunos padres de la escuela secundaria Almont no les gustó el hecho de que los jugadores se arrodillaron.

“Nuestro camarógrafo es blanco y estaba filmando cerca de algunos fanáticos de Almont. Durante el himno nacional, los escuchó decir: ‘Miren a estos n****** arrodillados y ni siquiera saben por qué lo están haciendo,’ y continuaron atacándolos,” dijo Godfey, y agregó que los entrenadores de Denby fueron llamados “wiggers” y que “hombres y mujeres adultos comenzaron a escupir a nuestros hijos mientras caminaban por la rampa. Tiraban comida, vasos y lo que sea.”

“Llamaron a mi entrenador de estudiantes un pequeño mono y me dijeron: ‘¿Quién los soltó de sus correas? Necesitan estar atados. Nunca deberían haber estado aquí en primer lugar,” continuó Godfrey.

Un padre presuntamente agredió a un jugador de Denby.

“¡Uno de nuestros jóvenes fue golpeado en la cara por un padre de Almont!” escribió el consejero de Denby Bob Burg en Facebook. “Después de que pudimos llevar a nuestros hijos a un área segura, nos encerraron a todos en un área enjaulada en la esquina del campo, cuando solo queríamos llevar a los niños a salvo en nuestro autobús.”

En una carta dirigida a padres y estudiantes, el superintendente de Escuelas comunitarias de Almont, William Kalmar, dijo que su distrito planea investigar el incidente “por completo.”

“Estamos investigando por completo las acusaciones de que miembros de la Banda Marchante de los Almont Raiders se burlaron de los jugadores de la preparatoria Denby mientras ambos grupos intentaron salir del estadio después de que los oficiales terminaron el partido,” decía la carta. “En este momento, no tenemos evidencia de tal comportamiento por parte de los miembros de nuestra banda de música, equipo de baile, animadoras o cuerpo estudiantil.”

Él agregó: “Estamos cooperando con las autoridades para intentar identificar a los espectadores que pueden haber agravado la confrontación. No hay ninguna circunstancia en la que sea apropiado que un espectador adulto se interponga en un evento de la escuela secundaria.”

Usted puede ver el video a continuación:

Comments

comments